CONTACTO

Contacto: 0412-544.86.03 / ondasdesanación@gmail.com

El patron electronico de este Universo. La frecuencia del regreso.



El patrón electrónico de este Universo. La frecuencia del regreso.
Luisa Elena Guillen Dordelly – Autoreferente
Los mensajes de mi Ser  me brindan respuestas sencillas y simples a las preguntas que vengo haciéndome incluso desde hace tiempo. En esta ocasión proporciona la respuesta a la pregunta:
Que es un patrón electrónico? Porque la llama Trina es un patrón electrónico?
Un patrón electrónico es una frecuencia que se repite, es una geometría sagrada que tiene una frecuencia.
Bueno, cada Universo desdoblado u Original tiene un patrón de identificación, el de este Universo Desdoblado en conexión con su Universo Original es la LLAMA TRINA O LLAMA TRIPLE, conocida por todos, es el fuego que permanece encendido en cada célula de nuestro cuerpo, es la luz de cada célula, es la energía en cada célula.; es la frecuencia que se traduce en fuego porque al hablar de fuego nos referimos a una alta frecuencia, la palabra fuego en este caso está referida a una alta frecuencia.
La llama Trina es nuestra identificación, cada ser cuando nos observa, ve ese patrón y sabe a qué Universo pertenecemos.
Es el fuego / la alta frecuencia  que está presente en nosotros  y nos recuerda que somos las virtudes de la Fuente Original, esas virtudes son: fuerza – voluntad,  sabiduría y amor.  En primera instancia: Somos la fuerza de voluntad para llegar hasta aquí para experimentar  el  amor en frecuencias de sabiduría bajas, en forma diversa a la de nuestro Universo de origen; en segunda instancia: somos la sabiduría para subir la frecuencia ,  despertar al amor incondicional y el poder de  la fuerza de voluntad  para regresar a nuestro hogar.
Son nuestras herramientas que trajimos para garantizar nuestro regreso. Son las frecuencias que nos llevaran de regreso al hogar. Vinimos con esas tres energías que nos garantizan la frecuencia necesaria para el regreso. La sumatoria de esa frecuencias da 999..en el punto cero. El regreso.
Somos las frecuencias de los tres colores de ese fuego: azul, dorado y rosa; y de sus formas combinadas;  tres energías que representan los chakras: plexus, corazón y garganta. El juego entre  los cuerpos inferiores y los cuerpos superiores, con el corazón en el medio, donde está el asiento del alma, el doble; el principio y fin del juego.
Cada ser iluminado escoge su propio patrón electrónico, seguramente hemos oído hablar del patrón del maestro Saint Germain, es la cruz de malta; de la madre Kwan Yin, es la flor de loto.
Luisa Elena Guillen Dordelly
ondasdesanacion gmail.com

SU INTERIOR SE TRANSFORMO PARA SIEMPRE

Su interior se trasformó para siempre   

Hace tres mil años había un ser humano, igual que tú y yo, que vivía cerca de una ciudad rodeada de montañas.

Este ser humano estudiaba para convertirse en un chamán, para aprender el conocimiento de sus ancestros, pero no estaba totalmente de acuerdo con todo lo que aprendía… En su corazón sentía que debía haber algo más…

Un día, mientras dormía en una cueva, soñó que veía su propio cuerpo durmiendo. Salió de la cueva a una noche de luna llena. El cielo estaba despejado y vio una infinidad de estrellas…Entonces, algo sucedió en su interior que transformó su vida para siempre… Se miró las manos, sintió su cuerpo y oyó su propia voz que decía… “Estoy hecho de luz, estoy hecho de estrellas”…

Miró el cielo de nuevo y se dio cuenta de que no son las estrellas las que crean la luz, sino que es la luz la que crea las estrellas….
“Todo está hecho de luz dijo y el espacio de en medio no esta vacío…”
Y supo que todo lo que existe es un ser viviente, y que la luz es la mensajera de la vida, porque está viva y contiene toda la información…
Entonces se dio cuenta de que, aunque estaba hecho de estrellas, él no era esas estrellas… “Estoy en medio de las estrellas” pensó…
Así que llamó a las estrellas “el tonal” y a la luz que había entre las estrellas “el nagual”… y supo que lo que creaba la armonía y el espacio entre ambos es la Vida o Intento…
¡Sin vida, “el tonal” y “el nagual” no existirían! La vida es la fuerza de lo absoluto, lo supremo, la Creadora de todas las cosas…
Esto es lo que descubrió… ¡Todo lo que existe es una manifestación del ser viviente el que llamamos Dios!… ¡Todas las cosas son Dios!… Y llego a la conclusión de que “la percepción humana es sólo luz que percibe luz”…
También se dio cuenta “de que la materia es un espejo”, “todo es un espejo que refleja luz y crea imágenes de esa luz”… y el mundo de la ilusión, el Sueño, es tan sólo como un humo que nos impide ver lo que realmente somos… “Lo que realmente somos es puro Amor, pura Luz” dijo…
¡Este descubrimiento cambió su vida!… Una vez supo lo que en verdad era, miró a su alrededor y vio a otros seres humanos y al resto de la naturaleza, y le asombró lo que vio…

¡Se vio a sí mismo en todas las cosas… en cada ser humano, en cada animal, en cada árbol, en el agua, en la lluvia, en las nubes, en la Tierra!…
Y vio que la Vida mezclaba el tonal y el nagual de distintas maneras, para crear millones de manifestaciones de Vida…
En esos instantes lo comprendió todo… Se sentía entusiasmado y su corazón rebosaba paz… Estaba impaciente por revelar a su gente lo que había descubierto. Pero no había palabras para explicarlo…
Intentó describirlo a los demás, pero no lo entendían… ¡Vieron que había cambiado, que algo muy bello irradiaba de sus ojos y de su voz!… ¡Comprobaron que ya no emitía juicios sobre nada ni nadie.
Ya no se parecía a nadie!… Él los comprendía muy bien a todos, pero a él nadie lo comprendía… Creyeron que era una encarnación de Dios,… al oírlo, él sonrió y dijo… “Es cierto…Soy Dios… Pero vosotros también lo sois. Todos somos iguales…
Somos imágenes de luz… Somos Dios”… Pero la gente seguía sin entenderlo…
Había descubierto que era un espejo para los demás, un espejo en el que podía verse a sí mismo… “Cada uno es un espejo”, dijo… ¡Se veía en todos, pero nadie se veía a sí mismo en él!…
Y comprendió que todos soñaban pero sin tener conciencia de ello, sin saber lo que realmente eran… No podían verse a ellos mismos en él, porque había un muro de niebla o humo entre los espejos… Y ese muro de niebla esta construído por la interpretación de las imágenes de luz, el Sueño de los seres humanos…
Entonces supo que pronto olvidaría todo lo que había aprendido… Quería acordarse de todas las visiones que había tenido, así que decidió llamarse a si mismo “Espejo Humeante”, para recordar siempre que la materia es un espejo, y que el humo que hay en medio, es lo que nos impide saber qué somos…
Y dijo… “Soy Espejo Humeante porque me veo en todos vosotros, pero no nos reconocemos mutuamente, por el humo que hay entre nosotros..
Ese humo es el Sueño, y el espejo eres tú… el soñador…”
Miguel Ruiz. Extracto del Libro los Cuatro Acuerdos

Derivar errores y programas del doble como punto de partida


Derivar los errores y programas del Doble como punto de partida.
Luisa Elena Autoreferente.

Cuando aplicamos la metodología nos encontramos entusiasmados por encontrar nuestro propósito, eso nos lleva a comenzar a buscar errores y programas en nuestra vida diaria, y se vuelve algo bastante interesante, porque comenzamos a reconocerlos en nosotros a través de los demás, es una parte del juego.
Por mi experiencia, eso nos está llevando a seguir buscando afuera, y de esa forma seguimos en las repeticiones de los mismos errores y programas.
Hay que buscar adentro en el doble que es el que mantiene el juego de la distorsión. Solo buscando adentro es que logramos salir del juego, y es buscando en el doble los errores y el programa que mantiene para que no podamos acceder  a la esencia.
Buscar adentro es entender, comprender, que el doble hace un juego de errores para mantenernos separados en Soledad, separados de la Esencia y sintiéndonos solos; y eso no se está liberando cuando hacemos las derivaciones afuera. Hay que ir directo a trabajar con el doble cada error.
Los errores del doble son los mismos para todos, es decir:
-  en el plano 1 nos mantiene creyendo (creencia del plano3) que somos este cuerpo, y que debemos garantizar su sobrevivencia, cuidamos el cuerpo  y eso nos aleja del Ser, xq estamos dando vueltas buscando la sobrevivencia del cuerpo físico. Nos ayuda a mantener la identificación (identidad)  con ese cuerpo.  Propuesta: derivar  el doble en el plano 1, pero no es el doble en sobrevivencia, es derivar al doble en la percepción de la distorsión de mi identidad con mi cuerpo físico,  en el plano 1.
- en el plano 2 controla y domina  limitando el acceso al Ser. Propuesta: derivar al doble  en la percepción de la distorsión de su  control sobre  mi acceso a mí Ser, en el plano 2.
- en el plano 3 el doble entra en competencia con el Ser,  nos hace sentir separados de la esencia y en soledad. Propuesta: derivar al doble en la percepción de la distorsión de la competencia con mí Ser, plano 3; y, derivar al doble en la percepción de la distorsión de la creencia de estar separados de nuestro Ser.

Luisa Elena Guillen Dordelly
FB: DESDOBLAMIENTO DEL TIEMPO – VENEZUELA
ondasdesanacion@gmail.com

LA OBSERVACION QUE QUEMA LAS CARGAS

La observación que quema las cargas
"Cuando recibo la noticia de un precio que tengo que pagar, inmediatamente saltan los observadores de la Supervivencia aportando una “carga” a ese precio, un temor, una pesadez...etc. Hasta ahora hemos funcionado a través de esa carga, ella decidía si comprar o no. Estábamos identificados con la carga, de modo que los miedos nos dirigían en nuestras actividades económicas.
Sin embargo, ahora podemos observar el programa y saber cómo funciona. En lugar de elegir o desechar el producto “por la carga”, ahora podemos observar la carga.
La observo de forma neutral. Como es un “miedo”, cuando empiezo a prestarle atención, éste se pone un poco cabreao, como un caballo de rodeo, se altera, y en ese alterar se está quemando a sí mismo. Esta observación va disolviendo el miedo, lo hace combustible.
YO observo el miedo, de modo que el miedo no me dirige, aunque intentará seguir dirigiendo y por eso se produce la sensación de "caballo de rodeo".
Si estoy identificado con el miedo voy a actuar por él, siguiendo obedientemente sus designios, pero si quemo esa identificación a través de la observación del miedo, éste va a ir diluyéndose hasta que desaparezca. Entonces podré ver el precio con una lógica que antes no veía porque la carga no me dejaba VER. Ahora veré que el precio es una información neutral, lógica, ahora que está libre de las cargas.
Este ejercicio lo podemos hacer también con el dinero que tenemos en el banco: según baja, sentimos una “carga” y nos olvidamos de la lógica, sólo vemos que donde antes había 600 ahora me quedan 400, y entonces salta el miedo. Antes actuaba a través de este miedo y me esforzaba por buscar salidas para subir el saldo. Ahora, simplemente observo el miedo que acompaña al número, agoto este miedo y después veo la información que me ofrece el número. Ahí actúo, ya sin cargas.
Aquí sucede algo importante, y es que intentemos entender la lógica del precio sin haber soltado la carga. Es posible que suceda, bien, soltemos nuevamente el interés por entender, puesto que la lógica divergente no va a ser capaz de entender el mensaje del número, que pertenece a la lógica convergente. El entendimiento del número, simplemente, llega, no es necesario hacer nada por entenderlo. Las dos lógicas no son compatibles dentro de una misma observación, es decir, que si estoy utilizando el programa para tratar de entender, nunca podré observar la lógica neutral y convergente que trae el número.
Nuestro cometido únicamente es observar la carga con neutralidad, todo lo demás viene por añadidura."
Laura María Fernández Campillo