CONTACTO

Contacto: 0412-544.86.03 / ondasdesanación@gmail.com

LA OBSERVACION QUE QUEMA LAS CARGAS

La observación que quema las cargas
"Cuando recibo la noticia de un precio que tengo que pagar, inmediatamente saltan los observadores de la Supervivencia aportando una “carga” a ese precio, un temor, una pesadez...etc. Hasta ahora hemos funcionado a través de esa carga, ella decidía si comprar o no. Estábamos identificados con la carga, de modo que los miedos nos dirigían en nuestras actividades económicas.
Sin embargo, ahora podemos observar el programa y saber cómo funciona. En lugar de elegir o desechar el producto “por la carga”, ahora podemos observar la carga.
La observo de forma neutral. Como es un “miedo”, cuando empiezo a prestarle atención, éste se pone un poco cabreao, como un caballo de rodeo, se altera, y en ese alterar se está quemando a sí mismo. Esta observación va disolviendo el miedo, lo hace combustible.
YO observo el miedo, de modo que el miedo no me dirige, aunque intentará seguir dirigiendo y por eso se produce la sensación de "caballo de rodeo".
Si estoy identificado con el miedo voy a actuar por él, siguiendo obedientemente sus designios, pero si quemo esa identificación a través de la observación del miedo, éste va a ir diluyéndose hasta que desaparezca. Entonces podré ver el precio con una lógica que antes no veía porque la carga no me dejaba VER. Ahora veré que el precio es una información neutral, lógica, ahora que está libre de las cargas.
Este ejercicio lo podemos hacer también con el dinero que tenemos en el banco: según baja, sentimos una “carga” y nos olvidamos de la lógica, sólo vemos que donde antes había 600 ahora me quedan 400, y entonces salta el miedo. Antes actuaba a través de este miedo y me esforzaba por buscar salidas para subir el saldo. Ahora, simplemente observo el miedo que acompaña al número, agoto este miedo y después veo la información que me ofrece el número. Ahí actúo, ya sin cargas.
Aquí sucede algo importante, y es que intentemos entender la lógica del precio sin haber soltado la carga. Es posible que suceda, bien, soltemos nuevamente el interés por entender, puesto que la lógica divergente no va a ser capaz de entender el mensaje del número, que pertenece a la lógica convergente. El entendimiento del número, simplemente, llega, no es necesario hacer nada por entenderlo. Las dos lógicas no son compatibles dentro de una misma observación, es decir, que si estoy utilizando el programa para tratar de entender, nunca podré observar la lógica neutral y convergente que trae el número.
Nuestro cometido únicamente es observar la carga con neutralidad, todo lo demás viene por añadidura."
Laura María Fernández Campillo

No hay comentarios:

Publicar un comentario